viernes, 17 de marzo de 2006

Politica estrategica Judia sobre America

Estados unidos esta sometida a presiones por "derecha" atravez de cuadros en su gobierno como el destituido scooter liby o su vicepresidente cheney y todo el grupo judio-conservador denominados Neocons y/o Zioncons.
Y por Izquierda por los liberales democratas cuya cabeza es kerry donde se encuentra el Falso progresista Michael moore.

Norberto Ceresole se referia de la siguiente manera a este fenomeno.(Libro que recomiendo su lectura)


En su libro:

LA CONQUISTA DEL IMPERIO AMERICANO
El poder judío en Occidente y en Oriente

¿EL TERRORISMO JUDÍO CONTRA LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA?

Nuestra hipótesis de trabajo

Las operaciones del lobby judío instalado dentro de los EUA siguen el curso ya utilizado exitosamente con Londres en los comienzos de la "segunda guerra mundial": los sionistas, en ese momento hegemónicos dentro del judaísmo, se adaptan a, y se identifican con la "política de equilibrio" británica sobre el continente europeo, que exigía la eliminación del potencial militar alemán. Y desde esa adaptación casi simbiótica organizan el cerco y la destrucción de Alemania. Esa destrucción fue considerada por los sionistas como el paso necesario e imprescindible para la posterior fundación del Estado de Israel.

La conquista evangélico-judía del poder dentro de los EUA se produce hoy en día desde la simbiosis no del "equilibrio" británico, sino desde la "seguridad" e infalibilidad (ver parte tercera de este libro: El Estado Homogéneo Universal) que anhela el Imperio norteamericano y, por arrastre, el proyecto occidental de construcción del Estado Homogéneo Universal. Se trata de una alianza elaborada desde la ecuación "paz versus seguridad" del señor Netanyahu.

La destrucción final de Alemania (es decir, el origen de la llamada "segunda guerra mundial") fue una gran operación judía (en ese momento, sionista) que se realizó desde tres frentes simultáneamente: desde Gran Bretaña, desde los EUA y desde la URSS. Judíos "burgueses" y judíos "revolucionarios" unen sus esfuerzos en lo que sería la culminación de la "inclusión" judía en Occidente que comienza en los mismos albores de la Modernidad. En 1939 la víctima fue una Polonia católica, antisemita y conservadora, quien fue impulsada por Londres, París y Washington para operar contra Alemania. Se decía que el ejército polaco resistiría nueve meses (con el apoyo británico y francés que nunca se produjo) los embates de la Wehrmacht, y que en ese lapso los generales alemanes darían un golpe de Estado contra Hitler.

Hoy el Estado de Israel, gobernado por "fundamentalistas", está en condiciones de cooptar el poder global de Washington porque, desde un comienzo, existió una afinidad "ideológica" esencial entre el evangelismo norteamericano "fundador" y las primeras corrientes de inmigrantes judíos que llegan a la América del Norte. Tal simbiosis teológica y estratégica no se manifestó nunca ni con tanta plenitud ni contundencia en Europa, ni siquiera durante la primera fase de expansión del capitalismo, primero, ni, después, a partir de la Revolución Francesa (el gran acceso de los judíos europeos a la Modernidad). Para el poder judío, hoy, no es suficiente disponer de una altísima cuota de ministros ("secretarios"), asesores especiales, senadores y representantes dentro del sistema de poder norteamericano. Una cuota de poder racial (en definición de Huntington) escandalosamente alta si la relacionamos con el total de ciudadanos judío-norteamericanos. La futura guerra intercivilizaciones exige mucho más que eso. Ya no es suficiente el enorme poder del lobby. Ahora es necesario cooptar el poder, ser parte del poder de la primera potencia mundial. Esta operación es exigida por la lógica de los acontecimientos que se avecinan: La guerra de 1999.

Es en este marco de creciente fabricacion de falsas alternativas de recambio al regimen de bush es que se torna urgente releerlo a
Víctor Thorn en su Articulo "El Paradigma ilusorio de la derecha-izquierda" para que los autenticos patriotas americanos puedan resolver correctamente el problema que tienen: Un estado secuestrado por foraneos intereses.

La estrategia Sionista es recurrente solo basta con reconocerla para proceder a neutralizar sus efectos, espero que lo puedan hacera tiempo en el norte de america.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada